Un informe oficial de la Dirección de Atención Primaria reconoce la inacción gubernamental ante una situación “de máxima gravedad”

Un informe oficial de la Dirección de Atención Primaria reconoce la inacción gubernamental ante una situación “de máxima gravedad”

El discurso oficial de la Consejería de Salud proclama que la Atención Primaria (AP) debe hacer un “sobreesfuerzo” y asumir un “papel protagonista” en la desescalada actual (1). 

En realidad, el gobierno regional se limita a hacerse eco de las directrices genéricas del Ministerio de Sanidad, las cuales, con buen criterio dentro del consenso científico, señalan la conveniencia de hacer pivotar sobre la AP el seguimiento de la evolución la pandemia. Fuera del paraguas del estado de alarma y de las directrices ministeriales, el gobierno regional -con competencias exclusivas en materia sanitaria- carece de un plan concreto, explícito y eficaz para afrontar la vigilancia epidemiológica desde la AP de los eventuales rebrotes por SARS-COV-2.

Se trata de las mismas carencias (desorganización e ineficacia en el seguimiento y trazabilidad de los contagios, así como respecto del control de los vectores transmisores) que han sido la causa directa de que La Rioja acredite los peores registros nacionales en cuanto a transmisión y mortalidad por 100.000 habitantes (datos oficiales que son, triste pero objetivamente, incuestionables al margen de maquillajes como el número de PCR realizadas tras la transmisión).

La situación actual, real, de nuestra AP es la siguiente:

  • En relación al año pasado cuenta con 23 médicos y pediatras menos.
  • No hay profesionales médicos y de enfermería suficientes para sustituir vacaciones este mismo verano ni para cubrir todos los PAC (Puntos de Atención Continuada).
  • La situación es tan grave que llega al extremo de estar valorando cerrar los PAC de Ausejo, Rincón de Soto y Cameros.
  • Así mismo, se está planteando a los médicos “de cupo” (de Equipos de Atención Primaria en centro de salud) realizar las guardias de fin de semana ante la imposibilidad para su cobertura.

Hasta el momento el “plan” para la AP de los actuales responsables políticos de nuestra sanidad regional se limita, además de a un esfuerzo publicitario constante, a implorar “ideas” a los propios profesionales y a los responsables de los centros de salud: una manifiesta dejación de funciones que, en justicia, ha de ser denunciada públicamente.

De hecho, en el día de ayer, 19 de mayo, el actual director de AP del SERIS, Carlos Zapiola, que lo es desde diciembre de 2019, antes de la pandemia, remitía una comunicación a los coordinadores de los centros de salud, en la que les decía, literalmente: “El motivo de escribirles es para decirles que la Dirección está en una situación crítica. Desde diciembre que asumimos este reto se le dio el diagnóstico de gravedad a la Dirección de Área y a la Consejera. Estos se comprometieron en una serie de mejoras urgentes, mejoras entre otras cosas para que la AP de La Rioja sea más atractiva para frenar la sangría de falta de refuerzos y evitar que los residentes se vayan. A día de hoy esas mejoras no las tenemos. Otro año que la mayoría de MIR se van. A todo esto llegó el coronavirus y la crisis se agravó, a tal punto que este año afrontaremos el verano con más de 20 médicos y pediatras menos que el año 2019 entre la avalancha de jubilaciones, permisos y bajas. Les adjunto un informe de la actualidad de personal facultativo a día de hoy porque nos parece importante que estén informados de todo. Ayer por la mañana volví a trasladar el estado de máxima gravedad en la que está inmersa la AP a la Dirección de Área y a la Consejera […] Es imposible que se pueda afrontar el verano con los facultativos actuales sin tomar ninguna medida adicional como tener que cerrar PACs o que se tengan que acumular absolutamente todos los permisos y baja […] creo que deberíamos juntarnos con los directores de ZBS para ver qué propuestas tenemos todos para afrontar el verano”.

El informe oficial al que hace referencia la comunicación que ha sido transcrita, se acompaña adjunto a esta ota de prensa. No cabe mayor evidencia ni puede definirse mejor nuestra verdadera realidad -al margen de la vacua propaganda- que el propio informe oficial que describe las carencias de nuestra AP, que continúan siendo conscientemente ignoradas y desatendidas pese a su “estado de máxima gravedad”.

Ni la gravedad de la situación era desconocida para nadie (ahí están las manifestaciones continuas desde hace muchos meses denunciando las carencias de nuestra AP), ni los problemas derivan de sucesos imprevisibles (pocas cosas más predecibles que las fechas de jubilación, por ejemplo) ni cabe alegar falta de tiempo cuando se ha cumplido ya una cuarta parte de la actual legislatura.

Desde CCOO venimos planteando a la actual Administración sanitaria, sin obtener respuesta, la necesidad de reforzar plantillas, especialmente en AP: a sus carencias previas, pendiente una imprescindible reorganización, se sumarán las nuevas tareas epidemiológicas que deberán afrontar (teóricamente) sin disponer de los medios precisos para ello, la presión asistencial renovada por el afloramiento de todas las patologías que han permanecido latentes durante el confinamiento (se acumulan retrasos diagnósticos y la prestación asistencial ha debido ser realizada en condiciones de calidad subestándar), así como la carga asistencial que siempre supone el dar continuidad a la actividad hospitalaria (toda alta hospitalaria a menudo deriva en seguimiento por AP).

Así mismo, venimos insistiendo en la urgencia de buscar soluciones para la población especialmente vulnerable tanto desde un punto de vista socioeconómico (viviendas inadecuadas, personas dependientes cuyo único cuidador queda ingresado y carecen de un alojamiento alternativo, etc.) como específicamente médico (personas en riesgo por especial sensibilidad: enfermos crónicos, con afecciones cardiovasculares, diabetes, etc.), aspectos sociosanitarios que incrementarán directamente la demanda de servicios en AP.

(1) Palabras pronunciadas en el Consejo Riojano de Salud del pasado 28 de abril, cuando la Consejera de Salud, el Director de Área y la propia Presidenta del gobierno regional, se limitaron a enunciar tales vaguedades sin responder ni a una sola de las cuestiones concretas que les fueron planteadas.

Actualidad ZBS_Dirección AP SERIS_INFORME OFICIAL

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

Síguenos en Facebook

Próximos Eventos

No hay próximos eventos actualmente.

mayo 2020
L M X J V S D
« Abr   Jun »
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031

Imágenes de las noticias

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR